Historia

Las Guerras de Bakán es una novela de fantasía en la que he estado trabajando durante muchos años. La primera parte lleva por título "Sueños de Dragón". Espero que disfrutéis vosotros leyéndola tanto como yo escribiéndola.

¿Eres nuevo? ¡Bienvenido! Empieza a leer "Sueños de Dragón" AQUÍ

¿Tines problemas para recordar quién es quién? ¡He aquí la solución! Mira el GLOSARIO

Y si tienes más problemas aquí están el MAPA y las TRADUCCIONES

Ya a la venta en papel y ebook "Sueños Rotos", relato corto de ciencia ficción: AQUÍ


jueves, 28 de agosto de 2014

Las Guerras de Bakán recomienda: "Codex Alera" de Jim Butcher


 Esta semana llego un poco tarde a la recomendación, pero más vale tarde que nunca, que suele decirse. Es debido a una horrorosa semana de mucho curro (y no tan curro, he estado escribiendo como loca y haciendo un cerdílope especial). Pero aquí estoy. Recordaréis que la semana pasada anunciaba que esta semana tocaría algo de romanos. Pues eso es lo que recomiendo hoy: fantasía con romanos. Como lo leéis.

Y bien, ¿qué me lleva a recomendaros hoy la serie de Codex Alera? Pues que es original, dinámica, se deja leer de maravilla y sobre todo, que es original. Pero ya os comentaré por qué leer esta obra un poco más adelante. Antes de nada voy a empezar como siempre, hablando un poco del autor.

Jim Butcher es un autor americano al que es probable que conozcáis más como autor de la serie de Dresden Files. Sí, esa saga de libro (que aún no me he leído) en la que se basaron para la bastante mala serie de televisión que se emitió hará algunos años (esta sí la he visto). Cuando digo mala, ojo, digo mi opinión. Es una serie que se dejaba ver pero que no iba mucho más allá. Entretenida. Gente que ha leído los libros me dice que son mucho mejores, pero no puedo opinar porque no los he leído (están ahí, a la espera, mi novio los está comprando y dice que molan, así que tarde o temprano les hincaré el diente). Sea como sea, si conocéis a este autor por alguna de sus obras, será por Dresden. Pero si en Dresden se metía de lleno en la fantasía urbana (el mismo género que "Las sucias calles del cielo" de Tad Williams que recomendé el año pasado), ahora se vuelca en el género fantástico más o menos clásico.

Más o menos. Esa es la clave. Porque en el mundo de Carna no hay elfos, no hay dragones, no hay enanos... pero sí hay Canim (medio hombres lobo), hay Vord (una especie de horribles arácnidos) y hombres del hielo. Obviamente hay humanos que viven en el reino de Alera y los Marat que viven más allá de sus fronteras. Más o menos clásico, porque en vez de ambientar la historia en algo similar al medievo, la ha ambientado en la época romana. En vez de magos poderosos y guerreros, hay usuarios de la Furias (todo el mundo puede usar las Furias, o casi todo el mundo "guiño guiño, codazo codazo")

 Pero vamos más allá. ¿Sabéis cómo se le ocurrió a Butcher escribir esta obra? Le retaron en un taller de escritura a hacer algo partiendo de: Romanos + Pokemon. Y así surgió Codex Alera. ¿Pokemon? Sí, precisamente eso.

Las Furias son los ejem "pokemon" de este universo. Hay Furias de Tierra, de Agua, de Aire, de Madera, de Fuego y de Metal. Las Furias son espíritus naturales que controlan el elemento que las compone y alguna cosa más. Todos los Aleranos tienen la capacidad, desde muy jóvenes, de establecer relación con las Furias y controlarlas (como si fueran un híbrido entre magia y pokemons). El poder de alguien se mide por el número y poder de las Furias que controla. Así el Emperador (Primer Señor), controla las Furias más poderosas de Alera y las puede dominar en cualquier parte del reino desde su casa. Puede causar tormentas terribles desde el sillón de sus aposentos en costas que hay a cientos de kilómetros de distancia.

Las Furias de agua te permiten curar, tener una larga vida, modificar tu aspecto físico y otra serie de cosas. Las de tierra te permiten desplazarte a gran velocidad por las calzadas romanas, tratar con animales, inflamar emociones y si las manifiestas físicamente, atacar con ellas. Las Furias de Aire permiten volar y ver a largas distancias. Las Furias de fuego valen para manipular emociones a gran escala y usar el fuego como ataques devastadores o calentarte la comida. Las de madera te otorgan poderes de camuflaje y habilidades de rastreo, así como una brutal habilidad en el tiro con arco. Las de metal te dan potencia física y hacen que seas un guerrero extraordinario.

Pero un momento ¿he dicho todos los habitantes de Carna? Bueno, la verdad es que no todos. Los Canim no pueden, los Marat tampoco (los marat son humanos salvajes que viven más allá de las fronteras de Alera y que tienen otro tipo de "pokemos", se vinculan con animales salvajes --caballos, lobos...-- en plan tótem), los Vord tampoco. Y Tavi tampoco.

Tavi es el único Alerano adulto que NO tiene una triste Furia. Ni una. Nada. No tiene el más mínimo poder con las Furias. No se conoce a nadie más que sea tan extremadamente inútil con las Furias como él. Afortunadamente vive en un valle fronterizo con sus tíos... o tal vez no tan afortunadamente, porque si bien no es tratado como escoria (como lo sería de vivir en un sitio más civilizado), estamos hablando de la frontera con las tierras Marat. Esos salvajes peligrosos que hará 17 años aproximadamente mataron Septimus, heredero del Primer Señor Gaius Sextus, y aniquilaron a casi toda la división que comandaba a la guerra contra los Marat.

Así que tenemos a Tavi, un joven huérfano que vive con sus tíos, que es obviamente el protagonista, y que no puede manejar una triste Furia. Ésta saga es, además, la historia de Tavi y de su familia. De sus amigos y de sus enemigos. Es la historia de Alera en sí y de cómo el reino, otrora poderoso, se ve ahora amenazado por los Canim, los Vord, los Marat y los hombres del hielo. Por no mencionar la inminente guerra civil. Una guerra civil que se cierne sobre Alera debido a que el único heredero del Primer Señor ha muerto y no ha tenido más hijos. Porque pese a ese enorme contratiempo, no está designando como heredero a otro Gran Señor de Alera. Porque Gaius Sextus se hace viejo, viejo incluso para un poderoso manipulador de Furias (envejecen muuuyyy lentamente) y hay intrigas y traiciones la vuelta de cada esquina.

En un ambiente político como este, comienza la historia. Con Tavi como primer testigo de una nueva invasión Marat, la primera en 17 años. Todo un problema dado que las legiones de la frontera ya no son lo que eran y están en clara decadencia y con una brutal falta de hombres. Y de mientras, los Grandes Señores de Alera, piensan más en las intrigas palaciegas y en qué bando se situarán en una hipotética traición hacia Gaius Sextus, que en salvaguardar las fronteras del reino.

Muy bien. Ahora sí ¿por qué leer Alera?

Porque es increíblemente entretenido. La historia no deja de ser muy, muy típica y tópica, pero es muy, muy entretenida. El ritmo es rápido, dinámico, con mucha acción (sobre todo a partir de medio tomo 1 y el tomo 3 al completo) Porque hay Romanos. ROMANOS en una historia de fantasía, con sus pilum y gladius y armaduras y sus campamentos... y además tienen poderes mágicos con Furias. Así que también hay que leerlo porque es original. Original como casi ninguna otra obra que me he encontrado.

También hay que leerlo por sus tramas políticas, que nunca son lo que parecen. Están bien trazadas, bien argumentadas y os será difícil odiar incluso a los más arteros capullos que hay en la obra, porque a fin de cuentas quieren lo mejor para Alea y no creen que el Primer Señor sea ya apto para el puesto. Bueno, a casi todos. Hay alguno que merece una muerta lenta y agónica, pero bueno.

¿Por qué más? Los personajes. Bien trazados, con sus motivaciones, lealtades, debilidades y fortalezas. Las mujeres de Butcher merecen especial atención. No todas las mujeres están igual de bien trazadas, pero hay algunas que son de lo mejorcito que me he encontrado. Mención especial a Amara, Gaelle, lady Plácida, lady Invidia y Odiana. Amara en concreto me encanta, Cursor (espía) personal de Gaius Sextus. Me gusta su personalidad, su lucha interna y sus lealtades y el interesante giro argumental en el que la usa Butcher. No esperéis algo clásico con ella, nunca. Es, junto a Vin de Nacidos de la Bruma, uno de los personajes femeninos más interesante que he leído. También quiero mencionar a Odiana, el contrapunto algo así como opuesto a Amara, casi completamente loca y muy muy peligrosa, ex esclava sexual (loca debido a ello, entre otras cosas, por comentar).

También mencionar a los personajes masculinos. Tavi, que sin Furias y sin poder, no carece de ingenio y de afán de superación pese a sus claras deficiencias si lo comparamos con el resto de los habitantes de Alera. No es de los que se dejan arrastrar por la amargura, sigue adelante, lucha por lo que cree, se defiende y sigue adelante. También mencionar al tío de Tavi, Bernard, el mejor arquero del valle fronterizo. Pero sobre todo a Maximus Antillar, bastardo de lord Antillus, protector del muro del norte frente a los hombres del hielo. Y también especial mención a Fidelias. Fidelias es uno de mis personajes masculinos favoritos. Uno de los mejor trazados y con más profundidad como personaje.

Si todo esto no os ha convencido, no sé qué más podría hacerlo. Vale que sabes qué va a pasar con determinadas cosas, lo sabes, lo ves venir, lo hueles en el aire. SABES cómo va a acabar más o menos todo, o al menos ciertas cosas con ciertos personajes. Pero lo interesante de Codex Alera no es eso, sino cómo Butcher te lleva hasta allí. Cómo evoluciona a sus personajes, cómo te muestra sus debilidades y fortalezas, cómo trabaja las tramas políticas y las guerras. Sus escenas de combate son buenas de verdad. Las vives, las ves, las respiras. Sientes sus miedos y su tensión. Su desesperación y su alegría.

Y ahora, para acabar, la mala noticia. Hay tres tomos publicados en castellano de la mano de RBA y no tiene pinta de que vayan a seguir sacándola. Son seis tomos en total. Así que si os ha interesado, sabed que si queréis acabarla es probable que tengáis que pasaros al inglés en el tomo 4. Es lo que voy a hacer yo, porque quiero saber qué pasa con Tavi y con Kitai y con Amara y Gaius y Bernard y Max y Ehren.

Os voy a listar ahora los títulos de los 3 primeros, pero no del resto, porque los títulos contienen tal cantidad de spoilers por palabra que mejor no los digo XD

1. Las Furias de Alera
2. La Furia del Aprendiz
3. La Furia del Cursor (y no, no me hagáis la coña del cursor del ratón en el ordenador que ya me la sé :P)

Con esto acabo por hoy. Pero la semana que viene o el finde o en cuanto pueda, pero antes del día 7 de septiembre, os haré la última recomendación de este verano antes de que vuelva con Sueños de Dragón. Así pues... hasta la semana que viene. La recomendación será de... Dragones.

3 comentarios:

  1. Aunque no creo que los lea, me ha parecido interesante. Gracioso lo del taller de escritura y la combinación 'Romanos y Pokemón'. Un placer leerte, como siempre.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. Puedes preguntarle a tu hermano, que le han gustado hehehee.

      Eliminar
  2. ¡Eh, este lo tengo en lista de espera! Está metido en el kindle, listo para mis largos viajes en metro. Me encanta que mi pálpito con él esté reforzado por tu opinión.

    ResponderEliminar